11 de maig 2007

Armada en 's-Hertogenbosch (Holanda)

Amsterdam Zuid - Eindhoven (GoogleMaps 1.04.07)


Un viaje semanal, sin más. Pero quién iba a decir que, casi tres años más tarde de aquellos viajes semanales que duraron tres meses, ahora algo iba a resolver la duda que me vino en ese momento. Los viernes él venía a Amsterdam a trabajar en el departamento de la VUmc y sacábamos media o una hora para ver cómo iba el proyecto, dudas y relecturas. Los martes solía ir a Eindhoven a visitarlo en la TU/e para otra hora o más de charla sobre la implementación. Un viaje semanal de hora y cuarto de Amsterdam Zuid, pasando por la interconexión de Amsterdam Bijlmer ArenA y las paradas de Utrecht Centraal y 's-Hertogenbosch para finalmente llegar a la ciudad de Eindhoven. Muchas veces tenía que concentrarme en mis papeles, mis apuntes, mi código, mis ideas para preparar el encuentro y poder aprovechar bien el tiempo, pero la mayoría de veces sucumbía a mis ganas de mirar por la ventana. El tren, ese gran amigo. Después de este tiempo ya casi han quedado en el olvido los detalles de los parajes por los que pasaba, pero sí que en aquellos momentos casi me los sabía de memoria y los saboreaba tanto a la ida como a la vuelta. Me fascinaban las grandes extensiones teñidas de verde, los magníficos polders que habían sacado a flote, las vacas paciendo como si nada las pudiera perturbar, los infinitos carriles bici, las pequeñas casas, los talleres artísticos, la planicie. Salía de Amsterdam Zuid con la arquitectura de los cuarteles generales de ING en Amstelveen (ver en Galinsky o en la web de los arquitectos Meyer y van Schooten), una pequeña parada en la conexión con la parada de Bijlmer ArenA donde está situado el campo del Ajax, el Amsterdam Arena, para empezar el trayecto hacía la estación de Utrecht Centraal, aunque es cierto que se podía ver un poco de su arquitectura a lo lejos, no fue hasta este pasado diciembre de 2006 que no pude visitarla. Pero en la parada previa a Eindhoven era cuando más placer sentía en todo el viaje. A medida que hacía más veces ese trayecto más y más ganas acumulaba por ver esas maravillas de la arquitectura holandesa. Llegando desde Amsterdam el pequeño pueblecito de 's-Hertogenbosch (bosque del duque), más conocido como Den Bosch, queda a la derecha de las vías. Un pueblecito pequeñito, con canales, con calles pequeñas, exquisitas terrazas y maravillosos pequeños restaurantes. Buscando información encontré que El Bosco era oriundo de esta ciudad. Pero la atracción para mi estaba a la izquierda de las vías del tren.










pic at Beixo, la bici plegable con cardán

Fue con esta última fotografía con la que di hace unos días y empecé a buscar información sobre los edificios que aparecen detrás y que hacía unos años habían mantenido mi atención un día por semana en mi viaje de trabajo a Eindhoven. Carles me pasó el link de estas bicicletas sin cadena, sino con cardán, y precisamente detrás aparecían lo que ahora sí sé que son los edificios llamados Armada. Armada forma parte de un nuevo barrio que se está construyendo en Den Bosch del que podéis encontrar más información en la web Paleiskwarter 's-Hertogenbosch. Una vez llegué a Holanda me maravilló instantáneamente su arquitectura, esa actitud vanguardista en las formas desafiando a las leyes de la gravedad y a lo ya establecido.

Otro día seguiré con algunos de los edificios que más me fascinaron, de momento os dejo con esta web en la se pueden ver algunos edificios dignos de ver de todo el mundo: Galinsky (people enjoying buildings worldwide).

2 comentaris:

  1. Vaya recuerdos mas bonitos me han venido
    a la cabeza mientras leía tu post Eva, por
    unos instantes me he acordado de tantas y
    tantas cosas que pasaron por la ventana de
    aquel tram numero 5 entre Amstelveen y
    Amsterdam hace ya 3 años... mamma mia
    como pasa el tiempo... Recuerdos y besitos
    de un castellonero...

    ResponSuprimeix
  2. Ai castellonero, les voltes que dóna la vida. Tu cap al nord i jo cap al sud. D'una manera o altra vam aprendre i créixer a Holanda. També recordo el tram5, aquell en el que pots no pagar... però mira que no et trobis amb els revisors ;) Molts cops baixava a Amsterdam en tram, però d'altres en bicicleta. Estimades bicicletes les d'Amsterdam.

    Petons i abraçades castellonero, m'ha fet molta il·lusió que passessis per açí

    ResponSuprimeix